Y para completar hoy, os dejo aquí ya el relato de terror. Espero que os guste.

dali

25 años

Cuando adquirí la vivienda, no conocía la zona ni a nadie del vecindario, pero me decidí por el precio y su situación estratégica.

Al principio, creía que era cosa de un lugar nuevo, de estar con personas extrañas. Los primeros días no conversé con ningún vecino, solo escuché voces extrañas y ruidos como de mover muebles, procedentes de la casa de al lado. Supuse que estarían de reformas.

Hasta que algo cambió.

Un día, llevaba ya en la vivienda unos tres meses, salí de compras y, por primera vez, las persianas se encontraban levantadas,ofreciendo una visión, no muy clara, debido a la temprana hora de la mañana y al hecho de que la luz estaba apagada, pero no se veía nadie y existía más orden en aquel salón que en todo mi hogar. Suspiré aliviada. La reforma estaba acabada al fin.

Y en ese instante, la ventana se cerró de un golpe sin nadie en el interior ni viento.

Tardé un buen rato en recuperar la compostura, no podía moverme, ni respirar… regresé sin comprar, no podía permanecer en pie, las piernas me flaqueaban.

Desde aquel día no volví a pasar por la puerta. Tomaba otro camino y daba todas las vueltas necesarias para dejar aquello en el olvido. Estaba destrozada: los golpes se sucedían, las voces no callaban, ningún vecino parecía percatarse de nada o, simplemente, ya estaban acostumbrados. Muchas veces intenté llamar a la policía, pero no lo hacía por temor a que fuera un malentendido, y a meter en problemas a unos vecinos a los cuales no había visto en ningún momento, pues en el salón, cuando curioseé, no vislumbré ningún retrato.

Finalmente, acabé por compradme unos tapones para los oídos, pues no podía dormir. Por la mañana, cuando fui a la panadería, vi a una vecina y a punto estuvo de preguntarle,, aunque lo que ella me dijo… bueno… dijo:

-No se cuando van a vender o alquilar esa casa, hace como dos años que está deshabitada.

En un primer momento me entró de todo. ¿No vivía nadie? ¿Y los golpes que oía? ¿Solo estaban en mi cabeza? No dije nada porque supuse que me ganaría la etiqueta de “loca”. Además, la casa de la esquina parecía que no la habitaba nadie, era posible que fuera yo quien pensaba cosas que o eran.

A la vuelta de la compra, ya sin darle vueltas a ese asunto porque sinceramente, me estaba poniendo enferma, vi como una pareja entraba en el hogar. Irían a adquirir la casa… aunque no había ningún cartel que indicara la posibilidad de que aquello pudiera ser posible. Aún había otra cosa en la que no había pensado: ladrones.

En cuanto llegué a mi casa, llamé para que me instalasen una alarma lo antes posible, pero cuando de noche fui a sacar la basura, me percaté de que la puerta se encontraba abierta de par en par.

Llamé a la puerta, pero nadie me respondió y entré.

En el salón todo estaba reluciente. El orden correcto de cada cosa, limpio y sin un solo retrato. Pasé luego a la cocina. La mesa estaba puerta para tres, aunque no encontré comida por ningún sitio. Creí oír a alguien que me hablaba desde arriba y subí. Las habitaciones estaban abiertas. La primera era del matrimonio: cojines, edredón, alfombras, cortinas… todo en conjunto. La otra habitación, la de la niña, en tonos rosas, se encontraba ordenada llena de muñecas peluches y cosas de chicas. La otra estaba claro que era el cuarto de baño. Decidí bajar y esperarlos allí.

Pero cuando regresé al salón, había una mujer muy bien vestida, joven y con una carpeta.

-¿Quién es usted señora? -me preguntó cortésmente.

-Mi nombre es Ángela, vivo en la casa de al lado, en el número tres.

-Señora, la mujer que vivía en el número tres de esta calle, desapareció hace 50 años.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s